Do you even lift?

El territorio del País de los Ríos se encuentra entre las fronteras del País del Viento y el País del Fuego, bordeado de (como su propio nombre lo informa) cuatro ríos que delimitan su extensión. Estos, son los que crean la mayoría de las corrientes de la zona continental, teniendo su naciente en los altos de las montañas de este país. Es conocido por ser un territorio rico en vegetación y fauna acuática, puesto que el 70% de éste está compuesto de agua. Su extensión terrenal, se encuentra continuamente cortada por los brazos de sus ríos principales, que extienden canales de agua por todo el territorio, utilizado por sus habitantes como principal vía de transporte dentro de este país. Su capital, Tanjōkawa no Toshi (Ciudad del Río Naciente) se encuentra situada en el extremo norte de su extensión, siendo ésta una ciudad flotante que alberga a grandes grupos de mercaderes y pescadores que llegan a estas tierras para comerciar con su fauna, como también a las autoridades de este territorio. Su principal producción, se debe a la pesca que se produce en sus afluentes, aunque también la venta de algas que nacen en las profundidades de los caudalosos ríos.
Avatar de Usuario
Ninja Libre
Mensajes: 35
Reputación: 5
Experiencia: 332
Ryōs: 675
Puntos de Aprendizaje: 3
Puntos de Evento: 0
Contactar:

Ver Ficha de Personaje

Do you even lift?


País de los Ríos
07 de Verano del año 147
9:00 AM

Despertó con el sonido de golpes en la puerta de la habitación. Su madre le gritaba que debía levantarse, pero Yachiru retozó un poco más en su tan querida cama. Tras unos minutos, se incorporó y comenzó a vestirse con las prendas que solía utilizar para sus entrenos. Le gustaba ir lo más cómoda posible y para ella la comodidad se reflejaba en la cantidad de prendas que debía llevar -y más por aquellas fechas- por eso se apañaba bien con un sencillo body de color blanco con detalles azules y amarillos, unas medias altas y unos zapatos ninja. Se miró al espejo y bostezó. Qué pereza.

Aquel día le tocaba trabajar y, aunque no le apetecía demasiado, por lo menos aquella vez era algo relacionado con sus intereses. Hacía poco que un señor se había animado a abrir un gimnasio en el pueblo, pero por lo visto no había empezado con buen pie así que buscaba a alguien que le echara una mano. La madre de Yachiru, que lo conocía de casi toda la vida, había propuesto a su hija para la tarea. La peliblanca sabía que más que por sus conocimientos, su madre lo había hecho para que hiciese algo con su vida, pues estaba harta de que la joven no diera palo al agua.

Preparó una mochila con las cosas que le iban a ser necesarias y desayunó algo rápido. — Bueno, me piro a ayudar al viejo. — Dijo a modo de despedida, no sin antes coger una manzana del frutero para comer durante el camino.

Salió de casa y anduvo unos quince minutos hasta llegar al edificio donde se encontraba el gimnasio. Se paró frente a la puerta y arqueó una ceja mientras daba un último bocado a su manzana. La verdad es que desde fuera no llamaba en absoluto la atención, así que le pareció normal que nadie se apuntara. ¿Cómo iban a ir a un gimnasio que ni sabían que existía? Guardó los restos de la manzana en la mochila y golpeó la puerta del sitio. ¿Estaba abierto siquiera? Cruzó los brazos y esperó a que alguien se dignase a aparecer. Aunque bueno, si no asomaba nadie hasta le hacía un favor, así podría volverse a casa a dormir o irse por ahí a entrenar.
Imagen

#1

Mensaje Yachiru Arisawa30 Jun 2020, 22:56


Avatar de Usuario
Shi
Ninja Libre
Mensajes: 632
Reputación: 55
Experiencia: 5334
Ryōs: 2750
Puntos de Aprendizaje: 1
Puntos de Evento: 0
Contactar:

Ver Ficha de Personaje

Re: Do you even lift?


Do you even lift?Rango DPaís de los Ríos
Objetivo: Ayudar en el gimnasio
Descripción: Acaban de abrir un rudimentario gimnasio en el pueblo, pero parece ser que al dueño no le está yendo demasiado bien. Necesita una buena publicidad que atraiga clientela y alguien que entienda del tema para ayudar a los interesados a ejercitarse correctamente.

Era curioso que un país de un continente estuviese compuesto por mas agua que tierra, era lo que ocurría en el País de los Rios y que a su vez permitía destacar a este por la buena pesca del lugar. Por suerte o por desgracia este no sería el oficio de Yachiru en el día de hoy, su labor consistiría en ayudar con el patrocinio de un gimnasio de pueblo a un viejo amigo de la familia, un hombre amable pero sin visión comercial. De la que Yachiru caminaba por las calles del pueblo y se aproximaba al local escuchó a un par de transeúntes hablar del edificio al que se aproximaba, no serían conocidos para la chica por lo que probablemente era gente de paso.

¿Eso que es? ¿Una tienda? ¿Entramos a ver?

Nahh, probablemente sea un viejo almacén.

Y continuaron de largo como si nada. Nuestra albina favorita llegaría entonces al lugar dónde había quedado con el bueno de Fudo, dueño del gimnasio, tuvo que esperar unos minutos hasta que este entrase en escena. Fudo era un hombre de piel, estatura alta, complexión fuerte, calvo pero con el pelo tapado con un gorro verde y una graaaaaaan barba marrón. Vestía con unos pantalones militares verdes, unas botas naranjas, un jersey rojo y por encima un chaleco sin mangas azul, vaya que no tenía ni **** idea de vestir. Eso si, era buena gente y amable, en cuanto vio a Yachiru por la zona la saludó, si bien la conocía de haber hablado alguna vez con ella nunca habían tenido conversaciones extensas.

Imagen

¡Hola Yachiru! ¿Qué tal? ¿En casa las cosas bien?
- Dejo un hueco natural para que la chica tuviese oportunidad de contestar y prosiguió. - Bueno imagino que ya te han contado... No hay manera de levantar el negocio, tengo a los mismos cuatro gatos de siempre pero con la subida de impuestos eso no me da para vivir. Tu madre me dijo que a ti se te van bien estas cosas así que... Aquí estamos. Te pagaré unos 500 Ryos por algo de ayuda y consejo. - Dejo una nueva pausa para que Yachiru contestase y remató la conversación con unas últimas indicaciones. - Me gustaría que echases un vistazo a todo y me preguntes lo que quieras. A ver que cosas se te ocurren para cambiar...

Justo después pasaron otros dos viajeros y uno de ellos no pudo evitar hacer un comentario sobre Fudo.

Ese hombre me suena mucho. Nose de que... Juraría haber jugado a un juego en el que había un entrenador montañero que era clavadito.
Narro - Hablo - "Pienso"

Imagen

#2

Mensaje Shi01 Jul 2020, 16:54


Avatar de Usuario
Ninja Libre
Mensajes: 35
Reputación: 5
Experiencia: 332
Ryōs: 675
Puntos de Aprendizaje: 3
Puntos de Evento: 0
Contactar:

Ver Ficha de Personaje

Re: Do you even lift?


A los pocos minutos de espera, por fin alguien respondió a la llamada. Se trataba de Fudo, un hombre bastante campechano con el que había cruzado palabra alguna que otra vez. Lo cierto era que no tenía en absoluto aspecto de trabajar en un gimnasio. De hecho, parecía más bien que iba a irse de camping o a pescar por las vestimentas que llevaba puestas. ¿Cómo podía alguien en su sano juicio llevar un gorro de lana en pleno verano? En fin, iba a tener que trabajar bastante para ayudar a aquel pobre hombre.

Hola Fudo, todo bien. Mi madre te manda saludos. — Contestó con sencillez. — Sí, algo me comentaron, pero no tenía ni idea de que esto estaba tan mal… — Dijo volviendo a dirigir la mirada al edificio.

Antes de que pudiera continuar hablando dos personas que pasaban por ahí hicieron un comentario bastante extraño sobre Fudo, como si él no estuviese presente y no pudiese escucharlos. Pensándolo bien hasta a ella le sonaba el juego que mencionaban…

Eeeh bueno, a ver, para empezar, estaría bien poner algún cartel y demás fuera, esto no parece un gimnasio en absoluto. Pero bueno, llévame dentro y vamos a ver qué más podemos hacer. — Sonrió ampliamente, lista para comenzar a trabajar.

Realmente ella había entrenado siempre con sus hermanos en casa o por los alrededores y no había acudido a un gimnasio jamás, pero no creía que fuese nada del otro mundo, se las podría arreglar sola perfectamente. Lo primero sería ver el estado del lugar, habría que adecentarlo, hacer algo de publicidad y ayudar a los clientes a realizar bien los ejercicios. Todo eso era pan comido para la peliblanca. Además, como tanto ella como el resto de su familia eran conocidos en el lugar por sus habilidades de combate, probablemente si la gente se enteraba de que acudía a aquel gimnasio el sitio ganaría algo de reputación.
Imagen

#3

Mensaje Yachiru Arisawa01 Jul 2020, 21:43


Avatar de Usuario
Shi
Ninja Libre
Mensajes: 632
Reputación: 55
Experiencia: 5334
Ryōs: 2750
Puntos de Aprendizaje: 1
Puntos de Evento: 0
Contactar:

Ver Ficha de Personaje

Re: Do you even lift?


Fudo sonrió y devolvió los saludos de la madre de Yachiru, tuvo que tragar saliva cuando la albina mencionó que el gimnasio dejaba bastante que desear. Ignoró el comentario de los viajeros pero no el de su nueva ayudante de dirección. - Cartel hm... ¡Si Si! ¡Claro! ¡Un cartel como no! Justo el otro día estaba pensando en eso... - Mintió rascándose la nuca tratando de no quedar de inutil, acto seguido asintió ante la petición de Yachiru de ver el interior y encabezó la marcha.

Tras cruzar la puerta principal había un corto pasillo, a la derecha la recepción, enfrente los aseos y taquillas y a la derecha la sala del gimnasio. La recepción no tenía nada de especial, cero decoración y cero carteles. Fudo entró entonces en los aseos, una zona de taquillas común y dos partes en los baños, para los chicos y para las chicas, todo muy normal pero limpio. Finalmente la sala del gimnasio, la zona mas amplia.

Imagen

Nada mas entrar a la derecha había 3 bicicletas ancladas, enfrente había un montón de pesas y mancuernas tiradas en el suelo mas o menos ordenadas, justo al lado 3 maquinas de poleas mas o menos complejas, dos de ellas estropeadas pues los cables tensores se habían roto y finalmente al fondo derecha un banco de press con barra.

Fudo miró a Yachiru directamente, sacó un poco de pecho y se cruzó de brazos. - No esta mal eh... No se porque no viene mas gente la verdad. - A decir verdad para ser un gimnasio de pueblo tenía mas o menos los elementos básicos pero la visión empresarial de Fudo dejaba demasiado que desear.
Última edición por Shi el 02 Jul 2020, 12:24, editado 1 vez en total.
Narro - Hablo - "Pienso"

Imagen

#4

Mensaje Shi01 Jul 2020, 21:56


Avatar de Usuario
Ninja Libre
Mensajes: 35
Reputación: 5
Experiencia: 332
Ryōs: 675
Puntos de Aprendizaje: 3
Puntos de Evento: 0
Contactar:

Ver Ficha de Personaje

Re: Do you even lift?


El viejo no sonaba en absoluto convincente, pero Yachiru optó por no hacer ningún comentario al respecto. El consejo estaba dado, ya era decisión de él tenerlo en cuenta o no. Fudo entró al edificio y la peliblanca le siguió los pasos. La entrada y la recepción eran bastante sosos, no daba la impresión de que estabas entrando a un gimnasio. Eso se podía mejorar.

Uhmm aquí vendrían bien más carteles, horarios…Quizás podrías poner a la venta agua, proteínas, y barritas energéticas, eso siempre bien. Es importante que a parte del ejercicio se tenga una buena dieta — Dijo en tono informativo. — Daría mejor imagen e ingresos extras. — Añadió.

Continuaron hacia los aseos, donde también podían encontrar las taquillas. Era todo muy sencillo, pero no se podía pedir mucho más. Tras un vistazo rápido, entraron a la sala donde se encontraban las máquinas de ejercicio. El sitio no estaba nada mal para lo que era, tenía lo justo y necesario para unas cuantas personas. Yachiru comenzó a caminar mirando con curiosidad las máquinas. Nunca había usado una, pero parecía fácil. Se fijó en que dos de las máquinas estaban estropeadas.

Fudo…Esto está roto. — Comentó señalando los cables. ¿Cómo iba a ir alguien si las pocas máquinas que había estaban estropeadas? — Hay que arreglarlo cuanto antes. — Dijo en tono apremiante, aunque no tenía ni idea de cómo se solucionaba aquello. Lo miró, arqueando una ceja, y preguntó —¿De verdad con esto que te he dicho no lo ves?— No se podía creer que el viejo estuviese tan orgulloso de su gimnasio con todos los fallos que había. Suspiró. ¿Por dónde empezar? Bueno, si no había clientes daba igual cuáles fueran las condiciones del gimnasio. Sacó la toalla de su mochila y se la echó al cuello.

Bueno, veamos si esto funciona. — Abandonó la sala y se dirigió a la puerta del edificio. Miró hacia los lados, esperando a que apareciera alguien por la calle y comenzó a gritar. — ¡¿A QUIEN LE APETECE PONERSE EN FORMA Y CONSEGUIR UN CUERPO ESCULTURAL? ¡VENID AL GIMNASIO DE FUDO, PRIMER ENTRENAMIENTO PERSONAL GRATIS! — La palabra gratis solía llamar la atención, y si la soltaba una chica de cuerpo escultural, más todavía. Yachiru esperaba que aquello saliera bien.
Imagen

#5

Mensaje Yachiru Arisawa02 Jul 2020, 00:33


Avatar de Usuario
Shi
Ninja Libre
Mensajes: 632
Reputación: 55
Experiencia: 5334
Ryōs: 2750
Puntos de Aprendizaje: 1
Puntos de Evento: 0
Contactar:

Ver Ficha de Personaje

Re: Do you even lift?


Fudo continuaba paseando y escuchando por el gimnasio mientras Yachiru hacia críticas constructivas, el lo hacía con sus mejores intenciones pero en la mayoría de detalles que la chica hacia hincapié el ni había caído. - Oh... Si, Carteles y esas cosas... Justo estaba pensando yo en ponerlos eh... ¿Qué son las proteinas? - Preguntaría el viejo Fudo que sacaba una libreta y apuntaba lo del cartel y las recomendaciones de le entrada.

La pareja accedía ahora a la sala interior y Yachiru apuntaba que las máquinas estaban rotas. - Ya... Bueno, es que tenía que pedir unos cables nuevos... Como no viene nadie... Pero vale. - Volvió a apuntarlo en la libreta y siguió a la Arisawa hasta la salida quedando enormemente sorprendido cuando la chica comenzó a gritar a pleno pulmón. - ¡Diantres! - Espetó corriendo hacia el interior del gimnasio por vergüenza a socializar, no obstante se quedó ojeando justo en la puerta para comprobar que era lo que hacia Yachiru exactamente.

En primera instancia solo captó unas miradas pero la gente pronto empezó a cuchichear y un grupo de chicos un poco menores que Yachiru, seguidos de unas chicas de su clase se acercaron. Era un par de elementos que estaban colados por la Yotsuki, por suerte no eran los típicos pesados que babeaban pero no iban a desaprovechar la oportunidad. - ¡Hola! ¿Esta abierto? No lo sabíamos. ¡Pero si tu entrenas aquí nosotros también! - Dijo uno de los jóvenes con alegría accediendo al interior. Pronto paró un hombre de unos cuarenta años, el hermano del carnicero un tipo fornido y respetado en el pueblo. - ¡No me digas que Fudo ha vuelto a abrir el gimnasio! ¿Entrenas aquí Yachiru? - Era gracioso pues, en realidad, Fudo nunca había cerrado el gimnasio. En el interior el cuarteto de jóvenes recibía el saludo de el dueño del local y este, un poco nervioso les dejó ojear las instalaciones sin hacer apunte alguno sobre como podían empezar, pues estaba claro que no tenían experiencia.
Narro - Hablo - "Pienso"

Imagen

#6

Mensaje Shi02 Jul 2020, 12:34


Avatar de Usuario
Ninja Libre
Mensajes: 35
Reputación: 5
Experiencia: 332
Ryōs: 675
Puntos de Aprendizaje: 3
Puntos de Evento: 0
Contactar:

Ver Ficha de Personaje

Re: Do you even lift?


El viejo había acompañado a Yachiru durante todo el recorrido por el gimnasio y había apuntado todos los consejos que le daba la peliblanca en una pequeña libreta que llevaba consigo. La joven no estaba muy convencida de que Fudo pudiera gestionar bien todo aquello, pero aun así esperaba que siguiera sus consejos.

Las proteínas son un complemento que viene muy bien para las dietas y para ponerse en forma. Las puedes comprar de diferentes sabores y se hacen batidos con ellas. — Dijo, respondiendo a la duda de Fudo.

El viejo se sobresaltó en cuanto la peliblanca comenzó a gritar en medio de la calle. No se esperaba esa técnica publicitaria y no parecía muy cómodo con ella, así que entró al edificio de nuevo. Yachiru, por su parte, continuó tratando de llamar la atención de los que pasaban por allí. Su idea funcionó a la perfección, y tras un par de chillidos más, un grupo de chavalitos se acercaron a ella con curiosidad.

¡Claro! Podéis pasar a verlo y si os mola apuntaros. Hoy os doy una clase gratis para que aprendáis un poco lo básico. — Contestó con una sonrisa que hacía relucir sus blancos dientes. Los chicos entraron bastante animados al gimnasio, dispuestos a darle una oportunidad. Al rato otro hombre se paró frente a la morena, sorprendido porque el negocio siguiese en pie.

JAJAA Aunque parezca increíble el gimnasio no había cerrado. He venido a ayudar al viejo Fudo y así aprovecho para entrenar. — Comentó con desparpajo. — Así que ya sabes, ¡corre la voz de que el gimnasio está abierto para todos! — Dicho esto, Yachiru se dirigió de nuevo al interior del lugar. Encontró a Fudo en la recepción, con un aspecto bastante nervioso. Probablemente el viejo no sabía ni por dónde empezar.

Vamos Fudo, vas a tener que tomar nota de todo. — Guiñó un ojo al hombre y se dirigió hacia el grupo de chavales que se encontraba ya en la sala de máquinas. — Bueno chicos, ¿sabéis por dónde empezar? Antes de nada lo mejor es calentar un poco los músculos. También es importante estirar después de hacer ejercicio, que no queremos lesionarnos — Explicó mientras se agachaba y estiraba la pierna derecha, dando una zancada lateral. Aquello debía ser todo un espectáculo para los chicos, ver las esculturales piernas de Yachiru estirarse de aquella forma con apenas un body tapando el resto de su cuerpo era un subidón para cualquiera que tuviese la hormonas revolucionadas.
Última edición por Yachiru Arisawa el 02 Jul 2020, 17:23, editado 1 vez en total.
Imagen

#7

Mensaje Yachiru Arisawa02 Jul 2020, 16:46


Avatar de Usuario
Shi
Ninja Libre
Mensajes: 632
Reputación: 55
Experiencia: 5334
Ryōs: 2750
Puntos de Aprendizaje: 1
Puntos de Evento: 0
Contactar:

Ver Ficha de Personaje

Re: Do you even lift?


Fudo no daba crédito a ese nuevo invento llamado "proteína", sus ojos abiertos como platos por la sorpresa lo decían todo y por si no fuera poco soltó una nueva frase. - Menudo invento del demonio... - Sin mas continuó todo como acontecía mientras tomaba notas de lo que entendía y de alguna manera, de lo que no entendía también. Los jóvenes ingresaron en el gimnasio con la aclaración de Yachiru y pronto la chica comenzó una breve conversación con el hermano de la carnicera.

¡No me digas que estaba abierto! Menudo elemento este Fudo... Me alegro de que le ayudes, pues me pasaré los próximos días. ¡Hace unos años siempre iba! Adiós Yachiru, ten un buen día.

El hombre se fue contento a continuar con sus quehaceres pero al menos Yachiru ya se había asegurado de que extendiese la noticia por el pueblo, con muy poco había dado pasos muy grandes en la publicidad del gimnasio. Ahora que la Yotsuki volvía al gimnasio todos los jóvenes le prestaban atención mientras Fudo permanecía observador. Ante las aclaraciones de su amor platónico los chicos comenzaron a calentar junto con las dos chicas que enseguida les imitaron. Comenzaron a estirar mientras daban zancadas e incluso se aventuraban a hacerlo con algún estiramiento que conocían. Pasarían unos minutos repitiendo el proceso bajo las órdenes de la chica y después obedecerían las sugerencias de la misma. Al poco Fudo se acercaría tratando de imitar las capacidades sociales de Yachiru comunicándose con los chicos.

¡Hola chicos! ¿Os habéis traído las proteínas al entrenamiento o que? Shahahaha


Se produjo un incómodo silencio en el que los cuatro clientes se miraron unos a otros, después empezaron a reír con el viejo Fudo, al fin y al cabo sabían que era una buena persona chapada a la antigua.
Narro - Hablo - "Pienso"

Imagen

#8

Mensaje Shi02 Jul 2020, 17:12


Avatar de Usuario
Ninja Libre
Mensajes: 35
Reputación: 5
Experiencia: 332
Ryōs: 675
Puntos de Aprendizaje: 3
Puntos de Evento: 0
Contactar:

Ver Ficha de Personaje

Re: Do you even lift?


Yachiru no pudo evitar soltar una pequeña risa ante la respuesta de Fudo. A pesar de su incredulidad y desconfianza hacia las proteínas, tomó nota sobre todo lo que la peliblanca le decía, lo cual era algo para tener en cuenta, sin duda le estaba poniendo empeño.

Todo estaba yendo estupendamente. Había dado consejos para mejorar el aspecto de las instalaciones, había conseguido nuevos clientes, el boca a boca conseguiría que el gimnasio se diese a conocer y más personas acudieran a entrenar…Ya solo quedaba enseñar a usar las instalaciones correctamente. En comparación, eso era pan comido. Los muchachos atendieron con entusiasmo las explicaciones de la morena, e incluso añadieron ejercicios que ya conocían. Fudo, por su parte, observaba con detenimiento e iba apuntando en su libreta todo lo que le podía resultar útil. Hasta se animó a charlar con sus nuevos clientes, aunque sin mucho éxito. Todos rieron ante los intentos del hombre de hacerse el entendido en temas de entrenamiento, pero conocían a Fudo de prácticamente toda la vida, así que no le dieron demasiada importancia.

Bueno Fudo, por lo menos has aprendido algo. — Dijo Yachiru divertida. Después se dirigió de nuevo hacia el grupo de chavales para continuar con la lección. — Bien, para empezar con los ejercicios todo depende de la parte del cuerpo que os interese fortalecer. Lo suyo es dedicar cada día a una parte distinta, para no cansar los músculos a lo largo de la semana y para así conseguir un buen equilibrio. — Se dirigió a la zona de pesas e indicó a los jóvenes que cogieran las mancuernas que mejor le viniera a cada uno. — Si preferís dedicar al día a las piernas y los glúteos, viene bien hacer sentadillas utilizando una de estas barras. Le podéis añadir el peso que queráis, pero si no tenéis experiencia os recomiendo utilizar únicamente la barra — Agarró una con unos cuantos kilos, la colocó sobre su espalda y comenzó a hacer sentadillas. — Tenéis que fijaros bien en la posición de los pies y tener mucho cuidado con no adelantar demasiado las rodillas y con mantener la espalda recta. — Realizó un par de sentadillas más para que todos se fijaran bien en su postura y soltó la barra. Acto seguido, agarró dos mancuernas y comenzó a levantar los brazos horizontalmente para luego cambiar de ejercicio colocando los brazos por encima de su cabeza y bajándolos hacia atrás. — Con estos ejercicios ejercitaréis los músculos de los brazos, y si queréis hacer más podéis utilizar este banco. — Se acercó a la zona donde se encontraba la press banca. Nunca la había utilizado, pero por la forma era fácil deducir cómo se hacía. Se tumbó en el banco y agarró la barra. Comenzó a subir y bajar como si no le supusiese esfuerzo alguno. — ¿Veis? Es muy fácil. — Dejó la barra en su sitio y se levantó. Utilizó la toalla para secarse las pocas gotas de sudor que caían por su frente. — Si queréis realizar ejercicios de cardio para perder peso y aumentar vuestro aguante, utilizad las bicicletas. También podéis salir a correr como hago yo o incluso saltar a la comba. Y por último, pero no por ello menos importante, para ejercitar pecho y espalda podéis utilizar estas máquinas de aquí. Cuando al viejo Fudo le de por arreglarlas, claro está. — Soltó con sarcasmo mirando al viejo.

Tras aquella sencilla explicación, Yachiru puso a los chavales manos a la obra y se dedicó a vigilar que hacían todo correctamente, corrigiendo posturas y enseñando más ejercicios que podían realizar para cada zona. Quizás debería haberse dedicado a aquello, se le daba realmente bien y lo estaba pasando en grande.
Imagen

#9

Mensaje Yachiru Arisawa02 Jul 2020, 17:58


Avatar de Usuario
Shi
Ninja Libre
Mensajes: 632
Reputación: 55
Experiencia: 5334
Ryōs: 2750
Puntos de Aprendizaje: 1
Puntos de Evento: 0
Contactar:

Ver Ficha de Personaje

Re: Do you even lift?


Todo transcurrió con normalidad, Fudo a pesar de no enterarse de media estaba entusiasmado y muy agradecido por la colaboración de Yachiru, esperaba que le fuese a ser de ayuda pero no que le fuese a salvar el negocio. Por desgracia no se enteraba de la mayoría de cosas, o mejor dicho, no las entendía, pero al tomar notas tendría tiempo suficiente para repasarlas, incluso tomo notas de los ejercicios que ahora Yachiru le proponía a los mas jóvenes.

Cada uno de los presentes se dedicó a un ejercicio y siguieron las instrucciones de la Yotsuki, tuvieron que pedirle consejo en mas de una ocasión así como ella tendría que explicarles algún que otro detalle pero con el paso del tiempo adquirieron una técnica aceptable para un novato. Se fueron turnando cambiándose de ejercicios lo que le daría mas trabajo a Yachiru y mas tiempo para apuntar las explicaciones a Fudo. A lo largo de la mañana un par de personas se pasaron por el gimnasio a saludar y a confirmar su asistencia durante los próximos días, al igual que el hermano de la carnicera estos pensaban que el gimnasio se encontraba cerrado. Llegó la hora de comer y con ello la hora de cerrar para el viejo, retomaría el gimnasio detarde mientras preparaba alguna que otra cosa.

Aquí tienes.
- Dijo extendiendole una bolsa con los Ryos acordados a Yachiru con una enorme sonrisa en su rostro. - Muchas gracias por tu ayuda... No sabía que... sabías tanto de esto. ¡Ya me gustaría a mi! Antes las cosas no eran como ahora y no he sabido adaptarme. Ya verás cuando ponga un cartel, unos papelitos en la entrada, arregla las máquinas y de a la gente proteínas de esas Shehehe

Rió con alegría y tras asegurarle a la chica de que podía aparecer siempre que gustase sin pagar nada se despidió con la mano y na breve reverencia, estaba claro que en cuanto le fuese posible iba a darle muy buenas referencias a la madre de Yachiru sobre su ayuda en el gimnasio.


Buena misión Yachiru, como decimos en el lol... CLEAN!
Narro - Hablo - "Pienso"

Imagen

#10

Mensaje Shi02 Jul 2020, 18:23


Cerrado

Volver a “País de los Ríos”

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado